viernes, junio 02, 2006

IN MEDIAS RES, 2

Me pongo en la posición de los periodistas de El Nuevo Día que tienen blog en endi.com. Pensaría yo: ‘Como si no tuviera suficiente trabajo, ahora tengo que sacar tiempo para postear en un blog y para colmo bregar con los comments incesantes de tres ladillas que ni siquiera sé quiénes son.’ Yo estaría encabronao. Y he ahí parte del gran reto de los periódicos en el siglo XXI: cómo ir de un modelo paper-based (llamemosle “Gutternberguiano”) a uno internet-based. La diferencia no es poca cosa.

Para empezar, el modelo internet-based requiere un nuevo tipo de periodista, uno capaz de comunicar una noticia por medio de varios soporte, ya no sólo de la palabra escrita. El esquema de trabajo en el que un reportero escribe, un fotógrafo toma las fotos, un diseñador en plana y un impresor imprime, no hace sentido en un mundo en el que un ciudadano puede usar su celular para publicar una noticia –texto e imagen- en una página web.

Como dije en la columna anterior, el futuro parece estar en convertir al ciudadano en periodista. ’Crowdsourcing’ es cómo se le ha llamado a estla nueva modalidad de usar al público como fuente de contenido. Cada vez que entro a endi.com y veo la sección titulada “Foto ciudadana”, sueño con el momento en que empezarán a aparecer ahí fotos en las que se vea mucho más que un hoyo en la carretera. El trabajo de los medios profesionales será entonces el de seleccionar de todas las fuentes posibles, cuáles son las más relevantes y confiables. Esto me lleva a otro asunto.

¿Cuál es el rol del periodista en un ecosistema medíático en el que el receptor de la información tiene cada vez mayor acceso a las fuentes de la información. ¿Qué quiere decir esto? Quiere decir que cuándo los periodistas necesitan información de algo, ¿a dónde van? Pues a los mismos sitios que todo el mundo: Google, Wikipedia, etc. Uno de los efectos que ha tenido el internet es que a hecho que la gente sea más proactiva en su búsqueda de información.

Cada vez que veo un side-bar en el periódico cuya fuente es Wikipedia, me pregunto: sabrá ese periodista o editor cómo funciona realmente Wikipedia? Para los que no saben Wikipedia es una enciclopedia en la que cualquiera puede añadir o editar información. Curiosamente, esto hace que la información crezca y se pula hasta alcanzar un nivel bastante alto de fiabilidad, tanta o más que las enciclopedia escritas por “especialistas”. ¿Pero no se supone que los periodistas consulten a los expertos de verdad?

Hasta aquí mi diatriba de hoy.

8 Comentarios:

Anonymous Anónimo dijo...

Como si no tuvieramos suficiente con las estupideces que comentan por radio, ahora resulta que tengo que pagar por toneladas de papel llenas de anuncios comerciales y de opiniones de gentes nada ilustradas. Ahora si que la muerte de tanto árbol no se justifica.

9:34 p.m.  
Anonymous p.s.d. dijo...

¿Quién es el Anónimo... Tito Kayak?

11:32 p.m.  
Blogger morituri dijo...

Lamentablemente hay algunos seres que se hacen llamar periodistas que son mas vagos que la quijada de arriba.

Y al treehugger anonimo nadie lo esta obligando a comprar la publicacion. O ahora los Ferre Rangel estan en la calle obligando a comprar sus publicaciones a punta de pistola?

Alguien dele un te de camomila al aspirante a Tito Kayak, por favor.

8:26 a.m.  
Anonymous p.s.d. dijo...

Secundado morituri... jejeje... A propósito, ¿ya hiciste valer tus derechos?

8:38 p.m.  
Blogger morituri dijo...

PSD - Pues clarooooooooooo

2:18 p.m.  
Anonymous Chicle dijo...

Tito Kayak es muy lindo.

6:56 p.m.  
Anonymous LA SEÑORA dijo...

y si le dan un break a titi kayak en la sección de cultura... del vocero...

6:58 p.m.  
Anonymous chicle dijo...

Podrían tener como un club de amiguitos con pequeños kayakitos...

7:00 p.m.  

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

<< Página Principal